Bahía del Duque celebra ocho años de alianza con el chef Pierre Résimont con un guiño a la gastronomía canaria en Bélgica

Anguila ahumada con papas canarias, cremoso verde y Viñátigo Malvasía Dulce forman parte del homenaje que el restaurante L’Eau-Vive, con dos estrellas Michelin, hace al producto canario.

El hotel de The Tais Hotels & Villas acerca el destino, a través de un menú de inspiración canaria, a un viajero que siente un especial atractivo por la gastronomía.

Bahía del Duque celebra ocho años de colaboración con el chef Pierre Résimont, con un homenaje a la gastronomía canaria en su restaurante L’Eau-Vive en Bélgica, galardonado con dos estrellas Michelin.

El director de Alimentación y Bebidas del hotel, de The Tais Hotels & Villas, Michel​ Burgio, y la directora de Comercial y Marketing, Ane Ugarte, participan en Bélgica, los días 17 y 18 de noviembre, en la presentación de una variación del menú del reconocido restaurante con guiño al vínculo que une al chef belga con Tenerife.

A través de esta acción, además de celebrar la colaboración, el hotel Bahía del Duque quiere acercar el destino a un perfil de turista, el belga, que siente un especial atractivo por la gastronomía en su decisión de viaje.

El menú para este fin de semana especial, en el restaurante L’Eau-Vive con dos estrellas Michelin, incluye Papas canarias con caviar; Anguila ahumada con papas canarias, cremoso verde y, una copa de Viñátigo Malvasía Dulce, con el postre.

Según Michel​ Burgio, “A través del concepto y visión de Pierre Résimont, el hotel Bahía del Duque dio un importante paso, hace ya ocho años, para ofrecer a nuestros huéspedes en La Brasserie una oferta gastronómica que se abre al mundo y que incorpora a la experiencia de viajar el disfrute de la alta cocina. Hoy celebramos esta alianza que nos ha llevado a construir un verdadero puente entre Bélgica y Tenerife”.

Con hermosas vistas sobre la piscina y la plaza central del Hotel, La Brasserie by Pierre Résimont es un rincón dedicado a la cocina gala que ofrece un refinado menú donde los productos locales y de temporada, junto a su selecta carta de vinos canarios y referencias francesas, conquistan el paladar de los comensales. El restaurante está abierto a reservas también de personas no alojadas en el hotel.